Ver video

Tras gastar miles de pesos, ganadora de ‘Inseparables’ no descarta rentar un vientre para ser madre

facebook

twitter

whatsapp

Email

Haydeé Navarra y su esposo Adolfo Argudín tienen contemplado agotar todas las posibilidades para convertirse en padres

Haydeé Navarra, conocida por su trabajo en las telenovelas ‘Señora Acero’ y ‘Una familia con suerte’, además de ser la ganadora del programa ‘Inseparables’, no ha desistido en su deseo de formar una familia con su esposo Adolfo Argudín, pero ha tenido que poner una pausa a sus tratamientos de fertilidad debido a que le encontraron quistes en los ovarios debido a un desequilibrio hormonal por la cantidad de medicamentos que ha ingerido en los últimos meses.

“Por pura precaución no podemos hacer un tratamiento porque, aunque el in vitro va directamente al útero, donde se tiene que implantar el embrión y crecer, no nos queremos arriesgar. Ya son muchos tratamientos. La condición que tengo ahora es difícil, no estamos para desperdiciar embriones ni tratamientos”, dijo la actriz a TVyNovelas.

Tras los diversos tratamientos a los que se ha sometido, Haydeé decidió recurrir a los medios que sean necesarios y de no funcionar tiene pensado alquilar un vientre, tal y como lo hizo Kim Kardashian con sus dos niños más pequeños.

“Si en algún momento agoto todos los medios para embarazarme y no puedo, pensaré en rentar un vientre para que, con mis propios óvulos y con el esperma de mi marido, tenga un hijo que será muy mío. Aunque no lo cargaré nueve meses, pero va a tener mis genes”, expresó.

De acuerdo con la publicación, la pareja ha gastado un millón de pesos en tratamientos de fertilidad, doctores, medicinas y estudios, incluso han investigado sobre cómo tener a su bebé a través de la maternidad subrogada.

“Hay mujeres que lo hacen en Estados Unidos, donde está legalizado. (…) Yo este año estoy embarazada sí o sí, ese es mi plan, pero si no llega en diciembre, ya vendrá el nuevo plan”, expresó.

La razón por la que no ha podido embarazarse se debe a que la actriz tiene un fallo de implantación, es decir que tiene buenos embriones, pero al momento en el que se deben poner en el útero no quedan “pegados”, situación por la que en agosto de 2019 y tras ganar ‘Inseparables’ decidieron gastar su premio en tratamientos de fertilidad.

“Llevamos cuatro tratamientos in vitro y una inseminación artificial, y son tratamientos muy caros que requieren de mucho tiempo. En mi caso, son más caros todavía porque en lugar de ovular de jalón, que a lo mejor me puedan extraer 10 o 12 óvulos, a mí me tienen que extraer dos o tres máximo, entonces me hacen una cosa que se llama ‘banking’, que es ir juntando mes con mes los óvulos. (…) Yo tenía ocho embriones, que fueron los que utilizamos en cuatro tratamientos, dos por cada uno, entonces es algo muy costo y muy desgastante, pero vamos a seguir luchando”, compartió a la misma revista.