Fernando es perverso por naturaleza. Posee una inteligencia superior que utiliza para su propio beneficio.

Es encantador y sabe salirse con la suya, siempre encontrando el lado débil de los demás. Es audaz, intrépido y sin miedo a nada, ni siquiera a la muerte.

Su amor por Sofía se convirtió en obsesión, hasta el punto de urdir un plan siniestro para casarse con ella.