Publicidad

Capítulo 92: ¡Alejandro planea encontrarse con Montserrat!

Recibe lo mejor de Las Estrellas directo a tu correo

Las Estrellas

En el capítulo 92 de Lo que la vida me robó, Alejandro visita a Graciela para advertirle que no lo denuncie, a cambio él se irá de Agua Azul, pero las cosas no son así de simples

Alejandro va a ver a Graciela, quien le dice que pensó en todo lo que le dijo y piensa irse de Agua Azul, pidiendo solo una cosa a cambio, que no le diga nada a la policía, mucho menos a Pedro Media, le advierte que no haga nada al respecto, pero Alejandro la amenaza diciéndole que si algo sale de su boca, se arrepentirá, a lo que Graciela le dice que no la amenace, que su presencia solo trae desgracia y nadie lo quiere ahí y cierra su conversación diciéndole que se muera o que se largue definitivamente.El hijo de Montserrat, Lauro, le cuenta a su abuelita Rosario su aventura en la luna de miel de su mamá y José luis, sacan un porta retrato y rosario le dice que si es para ella, y el pequeño le dice que no, que es para su papá. Lauro no se contiene y le dice que en la plaza de Agua Azul, conoció a una niña, le dijo que su nombre era Victoria y después de haberle mostrado la foto de Alejandro, la pequeña comentó que era su tío Alejandro y que estaba vivo, pero al decirle a su papá José Luis, éste le dijo que guardara el secreto, para que Montserrat no se pusiera muy triste el día de su boda.Adolfo va a visitar a María al centro de rehabilitación donde la metió Adolfo por sus adicciones, ahí le cuenta que su hermana Nadia está viva y que si le echa ganas tendrá una nueva motivación para terminar su tratamiento, pues Alejandro está vivo. María quiere ver a Alejandro, pero Adolfo le dice que la única manera en la que él la puede buscar, es por medio del testamento, el cual le servirá para recuperar su herencia. Adolfo le pregunta por el testamento y ella le contesta que se lo dio a Ezequiel, porque le ayudó cuando dejó de bailar en la escondida, pues la drogó y le dijo que con eso dejaría de pensar en Alejandro. Después María se hizo adicta a las drogas, pues lo único que quería era dejar de sentir, Ezequiel dejó de darle más, porque todo tiene un precio y le propuso que fuera su amante y así lo fue durante dos años, pagando con más estupefacientes. Debido a su adicción, María le suplicó que le diera más drogas y Ezequiel se negó, pues le pidió que si quería más, tendría que darle el testamento de Benjamín Almonte.Rosario encara a José Luis, le dice que a su nieto siempre le ha hecho falta su padre, José Luis le dice que eso no es problema pues no pretende ocupar el lugar de Alejandro. Rosario comenta que ha quitado algunas fotos de su nieto y Alejandro, pero José Luis responde que solo donde sale Alejandro, pues quiere que en la casa se vean como un matrimonio. Rosario no se queda callada y le recrimina el haberle pedido a Laurito que no le dijera a su madre que Alejandro está vivo, a lo que José Luis reacciona diciendo que eso es imposible, que la niña tiene que estar equivocada, además de que no quería que Montserrar saliera lastimada por una mentira o una tontería. Rosario disimula que no Alejandro está vivo y le pregunta a José Luis quién era la niña que le contó sobre Alejandro y José luis dice que fue la hija de Pedro. Déjanos tus comentarios.Síguenos en nuestras redes:Facebook: Televisa TelenovelasTwitter: @TvsaTelenovelas