Mi fortuna es amarte

¡Hasta nunca, Constanza!

Cansado de la inflexibilidad de Constanza, Gustavo decide ayudar a sus sobrinas y se enfrenta a ella, pese a sus múltiples amenazas.
Se ha copiado la URL