Mujer muy hermosa, pero sofocante. Siempre cree tener la razón. Está obsesionada con el orden y una alimentación estricta para ella y su familia, sin carnes ni azúcares. Pone horarios y reglas para todo. Como esposa de Elías es dominante y como mamá de Valentina, es sobreprotectora. Quiere que su hija sea perfecta, la tiene viviendo en una “burbuja”. En el fondo, está insatisfecha e infeliz, tiene miedo a sentirse vulnerable, a llorar y sentir dolor, por eso su máscara rígida ante la vida. Siempre está preocupada por la imagen, tal vez, se proyecta en su hija, queriendo que ella viva lo que no pudo vivir.

Verónica le pondrá muchísimos obstáculos y condiciones a Jesús, sentirá que él vino a romper su orden establecido, a quitarle control sobre Valentina y a confundir sus sentimientos hacia su esposo Elías. Cuando lo descubra, no soportará que Jesús sea un simple “secretario”. Le costará mucho trabajo aceptar que todavía está enamorada de Jesús García.