Vencer el Miedo

Shutterstock

Mito o verdad: Experta desmonta ideas falsas que aprendiste sobre sexualidad con tus amigas

facebook

twitter

whatsapp

Email

Verónica Maza, educadora sexual y periodista, aclara algunos de los mitos más famosos que hay en torno a la sexualidad

Uno de los temas alrededor del cual giran más preceptos falsos y 'fake news', sobre todo en la adolescencia, es la sexualidad. Al ser un tema tabú, en torno a la sexualidad circulan un sin número de concepciones sin fundamentos que muchos aprenden no en las escuelas, en los libros o en charlas con sus padres, sino en conversaciones casuales con otros adolescentes en la cafetería, sin que en realidad nadie sepa a ciencia cierta de qué están hablando.

Para dejar atrás la confusión y hablar con claridad, Las Estrellas habló con Verónica Maza , educadora sexual, periodista y autora de la columna “El sexódromo”, publicada en Milenio Diario , para que desentrañara algunos de los mitos más comunes sobre el sexo; aquellos que pasan de boca en boca.

1.”Si tienes relaciones sexuales cuando tienes tu periodo no te puedes embarazar”

En principio, efectivamente una mujer no podría quedar embarazada durante los días de la menstruación. El problema, muchas veces, es que confundimos un sangrado circunstancial o uno preovulatorio, el cual es normal porque justo antes de la ovulación, a veces sangramos un poquito, explica Maza.

La especialista añade que a veces podemos creer que se nos adelantó la regla y que podemos tener un encuentro sexual sin protección porque estamos protegidas por estar en el periodo. Sin embargo, es posible que el embarazo suceda, como en casos de mujeres que son muy irregulares o que tienen ciclos menstruales muy cortos; "entonces se puede confundir y se puede dar el embarazo durante el periodo.

2.”Si se sale antes de eyacular no hay riesgo de que te embaraces”

Sí existe riesgo y, de hecho, es muy alto. Estamos hablando de que aproximadamente 25 de cada 100 personas que utilizan el 'coitus interruptus' quedan embarazadas. Es un método de riesgo. Es cierto que el hombre segrega un líquido preeyaculatorio que puede contener espermatozoides y aunque no siempre será el caso, a veces sí, sobre todo cuando ese líquido sale unos instantes previos a la eyaculación.

3."Las mujeres tienen menos deseo sexual"

Ese es un mito que proviene de la sociedad machista patriarcal que nos hizo creer desde la Edad Media que las mujeres no éramos sexuales; que no teníamos apetencias. Desde entonces venimos cargando toda esa idea de que las mujeres tenemos menor deseo sexual. Este mito no tiene razón de ser. Hombres y mujeres son únicos e irrepetibles y cada uno vivirá, se realizará y disfrutará su vida erótica a nivel emocional, físico y creativo como quiera, agrega Maza.

4. "Un solo método anticonceptivo es 100% efectivo"

Falso, en realidad, ninguno lo es. El condón, bien usado, es eficaz al 99% tantopreviniendo embarazos como en ITS, pero si se sale, se rompe o no se pone bien y hay una fuga, entonces hay cabida para ese 1% de riesgo . Y en otros casos, como el DIU o los endoceptivos, son también entre 97 y 99% seguros. ¡Pero no hay uno 100% seguro. Incluso ni la vasectomía o la ligadura de trompas!, sentencia la especialista.

Por lo tanto, es importante que investigues cuáles son las funciones y las tasas de efectividad de cada método y que con ayuda de su ginecólogo elijan uno o dos métodos que te funcionen a ti y exclusivamente a ti, pues tu cuerpo es muy diferente al de tus amigas.

5."Solo yo (como mujer) debo cuidarme"

Hace 50 años todavía se decía que el hombre solo podía cuidarse con un condón, entonces la mujer tenía que decidir qué método anticonceptivo usar y ella era responsable de eso.

Sin embargo eso no puede seguir sucediendo, debe ser una responsabilidad mutua. Esta idea surgió porque no hay tantos métodos anticonceptivos para los hombres a comparación de los que hay para mujeres. Seguimos sin tener variedad de métodos anticonceptivos para hombres, solo tenemos el condón y la vasectomía, y aunque se han seguido haciendo pruebas, no existen más métodos tan accesibles.

Por lo tanto, Maza aconseja a los hombres que acompañen a sus parejas a la clínica de salud, con el ginecólogo, y que juntos vean qué opciones hay que correspondan a su presupuesto, a su edad, a lo que desean, y que los dos carguen siempre con ellos uno o varios preservativos, dependiendo el tipo de sexo que van a practicar.

Hacer esto podría unir a la pareja en vez de separarla, ya que esto también puede generar complicidad entre ellos, explica Maza.

6."Solo deberías tener una pareja sexual"

Cada quien tiene que elegir la vida sexual que deba y pueda tener, pues existen muchas opciones de exploración dentro de nosotros mismos a través de los demás. Si bien siempre es respetable tener solo una pareja sexual, es importante tener más opciones para que definamos qué es lo que nos gusta, qué no; qué es lo que queremos, dice Verónica Maza.

La sexualidad debe ser siempre responsable, pero incluso una sexualidad responsable explora el deseo, el amor, con varias parejas antes de decidir con quién queremos quedarnos, algo que, según Maza, nos ayuda a entender que el otro no es de nuestra propiedad: Simplemente es alguien que está acompañándonos en la vida por el tiempo que nos tenga que acompañar, no es obligatorio que se quede para siempre con nosotros.

7. "No tienes que ir al ginecólogo hasta que no tengas tu primera relación sexual"

Lo ideal sería que madres y padres lleven a sus hijas al ginecólogo desde que están en la pubertad para ver cómo está su salud en general y no esperarse a tener la primera relación sexual, precisamente, para prepararse cuando se llegue a ese momento, declara.

Maza añade que el costo de las consultas o la vergüenza provoca que muchas jóvenes no vayan al ginecólogo, así que recomienda que la primera vez que se acuda al ginecólogo sea en compañía de un ser querido o amigo.

8. "Solo me tengo que proteger cuando tengo sexo vaginal"

También hay que cuidarse cuando se tiene sexo oral y sexo anal, pues muchas veces hay sangrado y podría ser una vía para el contacto de virus.

9. "Si soy virgen me va a valorar más"

No. El himen se puede romper por muchas cosas. '¿Qué es la virginidad?' es una de las preguntas que tendríamos que empezar a hacernos. Es un término que viene desde la Edad Media, pero hoy en día no tiene ningún sentido.

Además, mientras más le quitemos el sentido a la palabra virginidad y a la idea de ser vírgenes, mucho más libres vamos a ser: Esto ya no aplica en la sociedad contemporánea, debemos empezar a entender que palabras como esas deberían estar en desuso. Creo que hay que empezar a comprender que nuestro valor viene de lo que somos, no de un pedacito de piel.

¿Qué otros mitos conoces? Recuerda siempre consultar cualquier duda referente a tu vida sexual con un especialista de la salud.