En llanto, Alejandra Guzmán destapa que Frida la golpeó y la enfermedad mental que sufre su hija

facebook

twitter

whatsapp

Email

La cantante detalló por qué no la ha demandado por las difamaciones y recordó cuando la internó en una clínica

Install
Agréganos a tu pantalla de inicio para visitarnos más fácil y rápido

Luego de que Frida Sofía arremetió contra Enrique Guzmán y lo acusó de abusador, ahora Alejandra Guzmán abrió su corazón y por primera vez habló como nunca antes de su primogénita, destapando la enfermedad mental que padece y algunos de los momentos que comenzaron a afectar su relación de madre e hija.

En entrevista con Adela Micha, la cantante destacó que después de que intentaron secuestrar a Frida Sofía en México, la llevó a estudiar a Estados Unidos a un internado, donde le diagnosticaron trastorno límite de la personalidad, hecho por el que desde que era una adolescente comenzó a medicarla y le dio atención médica especializada.

“Tuve que mandar a Frida a un colegio porque trataron de secuestrarla, ella tenía apenas 12 años, yo la llevé al mejor colegio… en el cual en el último año se le diagnosticó trastorno límite de la personalidad, yo fui al colegio y un terapeuta me dijo de esta condición y desde entonces yo he tratado de ayudarla. La he medicado, pero a veces no acabábamos la terapia, ha sido muy difícil... Al final yo traté de darle lo mejor, le di un departamento, espero lo disfrute, le di un coche”, comentó.

Al borde de las lágrimas, Alejandra Guzmán afirmó que sabe que todos los ataques que su hija lanza son por la enfermedad que padece y reveló que su irá también está desbocada en gran parte porque desde hace tiempo ella le retiró el apoyo económico.

“Ella acaba de cumplir 29 años y desde hace dos años ha dicho cosas de mí que nos son ciertas, que no han sido posibles comprobar de que yo no estuve involucrada sexualmente con Christian… Después empezaron a hablar de estas cosas que a mí me duelen mucho, ahora imagínate ser juzgada, ser señalada por algo que no es verdad. Yo no he hablado porque es mi hija, no la he demandado porque es mi hija, pero yo no puedo permitir que llegue a este nivel y que ahora esté en contra de mi padre que tanto la apoyó"

"No sé por qué es la ira desubicada, yo creo que es porque le dejé de dar dinero para el mantenimiento, porque le dejé de dar dinero para su seguro médico porque se medicaba… Es increíble que hasta ahorita no se pueda defender y mi padre si tiene que hacer las acciones legales que tenga que hacer para demostrar que no ha hecho nada indebido, pues adelante”, enfatizó.

Tras respaldar una vez más a Enrique Guzmán, la hija de Silvia Pinal afirmó que su única intención es que Frida Sofía sea autosuficiente y destacó que algo que Frida Sofía jamás le perdonó fue que la internara en una clínica para tratar su trastorno mental.

“Yo ya pagué todo lo que pude pagar, ella ya tiene 29 años, yo quiero que ella sea independiente y trabaje, pero hay una ira y resentimiento… Yo recuerdo que cuando tenía 15 años (Frida) yo estaba en rehabilitación y yo pedí a los terapeutas que me dieran un consejo porque ella estaba muy mal y fue cuando la interné, yo creo que por eso tienen resentimiento hacia mí, porque traté de ayudarla y la metí en ese lugar”, comentó.

Sin embargo, el momento que acabó con la relación entre madre e hija fue en 2018 cuando la joven golpeó tras una discusión a Alejandra Guzmán.

“Fue en el 2018, estaba en medio de la gira y tuvimos una pelea muy fuerte en la cual sí hubo agresiones físicas hacia mi persona, desde entonces se rompió la relación. Empezó a atacar a Michelle, después a Silvia, después a mí, a mis exmánagers, a mi padre, a mi hermano, a Polo que tiene un año, hay cosas que ya se salen de la realidad”, destacó.

Pese a los altercados que han protagonizado, la cantante asegura que ella buscó a su hija en repetidas ocasiones, desmintiendo lo que Frida Sofía ha repetido en entrevistas, y reveló que la única vez que la joven la llamó fue hace unas semanas cuando estuvo en el programa Despierta América.

“Yo le he pedido a Frida por teléfono, el día de su cumpleaños le dije ‘yo no he hecho nada por favor dame la oportunidad de hablar’, esta vez la volví a buscar. Claro que sí (la he buscado), yo le llamé, le dejé un recado muy bello, le pedí que se acercara, mi mamá también le ha pedido que se acerque y ella no ha querido. Después me llamó con las cámaras enfrente en un programa de televisión, yo lo que quiero es tratar esto sin cámaras… Para eso está la familia para que tú llores y te desahogues, pero esto se convirtió en un circo”, señaló Alejandra Guzmán.