Aseguran que Alejandra Guzmán reclamó a Enrique Guzmán por abuso a Frida Sofía y que casi lo golpea

facebook

twitter

whatsapp

Email

La revista TVNotas señaló que finalmente, la cantante presuntamente aceptó apoyar a su papá por estrategia de su hermano Luis Enrique Guzmán

Install
Agréganos a tu pantalla de inicio para visitarnos más fácil y rápido

Desde que Frida Sofía destapó hace unos días que presuntamente Enrique Guzmán abusaba de ella siendo tan solo una niña de cinco años, solo contó con el apoyo de su madrastra y papá, Pablo Moctezuma. Y es que tanto Alejandra Guzmán como el resto de la dinastía Guzmán Pinal respaldaron al cantante, quien según una publicación, presuntamente tuvo un enfrentamiento con su hija debido a estas acusaciones.

De acuerdo con la revista TVNotas, un allegado a la familia detalló que Alejandra Guzmán supuestamente le reclamó a su papá porque en un inicio sí creyó lo que su hija reveló en entrevista con Gustavo Adolfo Infante y que incluso durante la discusión casi se le va a los golpes.

“A pesar de que Alejandra trató de tranquilizarse, en cuanto vio a su papá le empezó a reclamar y se le fue encima, lo jaloneó de la camisa, casi lo golpea. Ella misma comenzó a pegarse en la cabeza, hasta que Luis Enrique la detuvo… (Le reclamó) muchas cosas, pero todo con gritos, con insultos, en repetidas ocasiones le gritó: ‘¡Estás enfermo!’ Ale lloraba desconsolada, fue un encontronazo muy fuerte y doloroso”, precisó.

Señalaron que Alejandra Guzmán supuestamente no dudó de la palabra de su hija y que incluso no permitió que Enrique Guzmán se justificara o negara la situación, tal y como lo hizo en un programa de espectáculos y en redes sociales.

Ella lo conoce tan bien, que de inmediato le creyó a su hija. Alejandra no dejó que su papá le diera ni una explicación y le dijo que sabía perfecto lo asqueroso que era, que sabía que sus coristas siempre se quejaban de él, pues el señor les hacía o les decía puras porquerías, al igual que a ella. También, le reclamó que por su culpa ella cayó en las adicciones. En fin, le sacó todos sus trapitos sucios”, sentenció el informante.

Presuntamente, el cantante quedó atónito ante la actitud de su hija, limitándose a llorar y pidiéndole que se tranquilizara. “Él estaba llorando, se veía muy asustado. Trató de explicarle que no sería capaz de tocar a su nieta, pero Alejandra le respondía que sí era capaz de eso y de muchas cosas”, afirmó.

Pese al reclamo y a que aseguran que en un inicio Alejandra Guzmán creyó en Frida Sofía, señalan que todo cambió cuando la cantante habló con su hermano Luis Enrique, quien de acuerdo con la publicación la convenció de subir el video, mostrándose neutral ante la situación.

“Fue una estrategia que planeó Luis Enrique para que pareciera que todo estaba bajo control. Después de la pelea, Ale se fue a su casa y su hermano la alcanzó para calmarla y decirle que lo mejor para manejar la situación era hacer un video donde ella se mostrara neutral… Ale hizo parecer que no apoyaba a su hija ni le daba el beneficio de la duda, sino que metía las manos al fuego por Enrique”.

Aseguran que la estrella lo único que buscaba con su postura era evitar que la crisis familiar y el escándalo se hiciera más grande, por lo que presuntamente aceptó apoyar a su papá en público. Además, la revista TVNotas también señaló que la familia desea que Alejandra Guzmán le quite el departamento en el que Frida Sofía vive en Miami.

Fue el fin de semana pasado que la cantante respaldó a su papá mediante un comunicado y un video en el que señaló que sería la única declaración que daría al respecto y que pese a todo lo dicho por Frida Sofía, ella metía las manos al fuego por su padre, quien era incapaz de tocar a su nieta, y que esperaba que su hija buscara ayuda para mejorar su salud mental.

Hasta el momento, ni Alejandra Guzmán ni Enrique Guzmán han hablado respecto a este enfrentamiento ni sobre el supuesto acuerdo que se hizo.