Rocío Sánchez Azuara conmueve al recordar a su fallecida hija al despedirse de su mamá

facebook

twitter

whatsapp

Email

La conductora compartió un desgarrador mensaje para anunciar la muerte de su madre en redes sociales

Rocío Sánchez Azuara está viviendo momentos difíciles y es que utilizó las redes sociales para anunciar la muerte de su mamá. Al despedirse de la mujer que le dio a vida, la conductora no pudo evitar recordar a su fallecida hija Daniela, quien murió en septiembre de 2019.

Mediante el mensaje de despedida, la estrella de televisión destacó que pese a la partida de su madre, solo la puede imaginar de la mano de Daniela, quien perdió la vida a consecuencia del Lupus Eritematoso Sistémico que padecía.

“Descansa en paz mamá... Ya estás con el gran amor de tu vida a quien siempre recordaste con lágrimas en los ojos. Te visualizo tomada de la mano de Dany y papá. Hermosos caminos blancos para ti”, precisó la presentadora.

El desgarrador mensaje con el que Rocío Sánchez Azuara hace alusión a su hija Daniela se suma a las múltiples publicaciones que desde su muerte le dedica en su cuenta oficial de Instagram.

En septiembre pasado, cuando se cumplió un año de su partida, la conductora no pudo ocultar su tristeza y destacó que esos 12 meses sin ella han sido muy difíciles, porque cada día la extraña más.

“Han pasado 12 meses desde tu ausencia física. Sin embargo, tu gran espíritu y fuerza me acompaña donde quiera que voy. Extraño tu frágil voz y tu gran madurez. Extraño nuestras tardes y esas pragmáticas conversaciones sobre la vida. Extraño tu risa, tus mensajes en esos post que me dejabas de sorpresa. Sé que no debo ser egoísta y a pesar de hacerme tanta falta, solo me queda agradecerle a Dios el haberme permitido tener como hija un ángel como tú… Hasta nuestro encuentro guerrera”, precisó hace un mes.

Daniela murió el 23 de septiembre de 2019 tras una larga batalla contra el Lupus Eritematoso Sistémico que le fue diagnosticado desde que tenía 12 años. Rocío Sánchez Azuara destacó que conforme pasaron los años y poco a poco se iba complicando la enfermedad, tanto ella como su hija aprendieron a vivir con ese padecimiento.

Pese a que Daniela nunca se rindió hace un año murió en brazos de la conductora, quien destacó que su hija se fue tranquila. “Yo estuve hasta el último segundo que pude estar, murió en mis brazos, murió en paz, hablando conmigo y estando en paz”, detalló.