Ver video

Yanet García confiesa que una parte de su cuerpo no es natural y recurrió al bisturí

facebook

twitter

whatsapp

Email

La candente “Chica del clima”, Yanet García, reveló que una parte de su cuerpo está hecha con ayuda de la cirugía… ¡Ni te imaginas cuál!

Yanet García , la sensual “chica del clima” en Hoy, llama la atención por la espectacular figura que luce, en específico por su retaguardia, la cual ha levantado polémica porque algunas personas asumen que pasó por el bisturí para lograr tal perfección.

Ante estas aseveraciones, ella aclara que son completamente naturales, caso contrario de los senos, los cuales sí se echó una ayudadita.

“Algo que siempre he aceptado es que el busto no es natural, sí me lo aumenté porque me ayudaba a mi autoestima y porque estaba muy delgadita. Lo acepto, es la única cirugía que tengo a mi cuerpo y jamás lo voy a negar”, confesó al programa “Intrusos” de Televisa.

Respecto a los glúteos, Yanet enfatizó que esos sí son de ella, producto de horas ejercicio e ignora los comentarios que afirman lo contrario.

Desde hace unos días, en redes sociales se ofreció 50 mil pesos por revelar el nombre del supuesto cirujano que la habría operado para dejar tremenda retaguardia, a lo que Yanet respondió que eso no se consigue con el bisturí.

Así lucían las curvas de Yanet antes de ser la "chica del clima" ¡Mira!

“Si fuera tan fácil pues que cualquiera se ponga y cualquiera se ve así. No hay secretos más que todos los días ir al gimnasio, comer súper saludable, descansar, tomar mucha agua. Es un estilo de vida”, explicó García al programa de espectáculos.

Además está dispuesta a someterse a cualquier prueba para demostrar que no hay cirugía en sus pompis. “Les aseguro y firmo donde sea que crecen (con rutinas adecuadas de ejercicio) porque es músculo”.

Checa el secreto de Yanet para mantener ese cuerpazo:

La “Chica del clima” menciona que tardó 8 años en moldear sus curvas y recalcó que no hay productos mágicos para ello, solo el entrenamiento y alimentación.

En lugar de molestarse, lo toma como un halago porque “las ven tan bien, que piensan eso”.