La comunicación siempre será tu mejor aliada

iStock

Cuatro errores que las parejas cometen al discutir

facebook

twitter

whatsapp

Email

¿Crees que castigarlo con el silencio es la mejor forma de frenar la discusión? ¡Estás en un error!

Ninguna relación es perfecta, en todas hay conflictos, algunos más fuertes que otros. Sin embargo, en el momento del enojo, las emociones suelen ganar y a veces lo que decimos termina molestando más a la otra persona, lo que hace que la situación se complique.

De acuerdo con el libro "Siete reglas de oro para vivir en pareja" del psicólogo dominicano, John Gottman, estos son los errores más comunes que una pareja comete al momento de pelear.

1. Atacar a la persona
Las frases como "tú nunca", "tú siempre" o "eres el tipo de persona que..." lo único que provocan es que el otro se sienta atacado y reaccione a la defensiva, para esto el experto sugiere enfocarse en una conducta sin atacar la personalidad de la pareja.

2. Mostrar desprecio
La soberbia, el sarcasmo, la burla o hacer gestos mientras el otro habla son señales de desprecio que lo único que logran es lastimar. Lo ideal es evitar este tipo de conductas y construir una plática a base de respeto, tolerancia y amabilidad.

Te puede interesar: Cinco señales de que tienes al mejor novio del mundo

3. Estar a la defensiva
En el intento de defenderse de un ataque, las personas terminan poniéndose a la defensiva y rechazan su propia responsabilidad. En estos casos, Gottman aconseja ponerse en el lugar de la otra persona, escuchar y hablar con la verdad.

4. Crear un muro
Castigar a la pareja con el silencio, en un intento de mantener la calma, a veces puede ser el peor error, ya que conduce al enfriamiento de la relación. La clave es tomarse un respiro y cuando ambos se sientan tranquilos puedan hablar sin llegar a la discusión.

Como puedes darte cuenta, todo tiene solución, lo importante está en las ganas que muestren ambos para solucionar el problema. Recuerda que el amor, la comunicación y la comprensión son claves para arreglar cualquier conflicto.