Ver video

Gabriel Soto confiesa si Irina Baeva lo presionó para oficializar su noviazgo

facebook

twitter

whatsapp

Email

El actor destapó por qué su novia y él se realizaron el mismo tatuaje

A pesar de que Gabriel Soto indicó a inicio de año que quería comenzar el 2019 alejado del escándalo, su romance con Irina Baeva sigue en el ojo del huracán y es que ahora aclaró si la actriz lo presionó para oficializar su noviazgo.

En entrevista con ‘Despierta América’ y ‘El Gordo y La Flaca’, el galán de ‘Mi marido tiene más familia’ indicó que es mentira que su pareja lo haya obligado a publicar las fotografías de su reciente viaje a Acapulco.

“Yo sé, pero tú crees que la revista va a saber más de nosotros. Evidentemente no, y finalmente lo que pasa en nuestra relación no lo vamos a decir ni a ventilar. Lo único que te puedo decir es que estoy feliz de la vida, estamos muy bien. Todos estamos muy bien”, sentenció el actor, de 43 años.

La declaración del también cantante se dio luego de que la revista Nueva asegurara que la rusa es una mujer muy demandante y que supuestamente lo presionó para que pusiera en evidencia su romance.

Durante su encuentro con la prensa, Gabriel Soto aprovechó para hablar de la polémica que se generó por el tatuaje que tanto él como Irina Baeva se realizaron y aclaró que no fue un gesto de amor, sino que ambos coinciden con el mensaje de esa frase maya.

“Es un significado ‘Yo soy tú, y tú eres yo’ y más que nada es un significado del respeto como seres humanos que nos merecemos. Eso fue lo que nos gustó y finalmente lo hicimos. Geraldine tiene un tatuaje que nos hicimos cuando nació Elissa y este es un tatuaje que se hizo Irina no en cuestión de pareja, sino del significado del símbolo maya que nos gustó a los dos”, agregó el actor.

El romance de Gabriel Soto e Irina Baeva se dio a conocer en septiembre de 2018, cuando los captaron de la mano y muy enamorados en las calles de Beverly Hills; sin embargo, los rumores comenzaron un año antes, cuando la exesposa del actor, Geraldine Bazán, confesó a una revista de espectáculos que su matrimonio acabó por culpa de la actriz.