Hija de Eduardo Palomo escribe emotiva felicitación al fallecido actor

facebook

twitter

whatsapp

Email

Fiona Palomo utilizó su cuenta de Instagram para dedicarle unas palabras a su padre, quien hubiera cumplido 57 años de edad

Hace casi 16 años que Eduardo Palomo falleció de forma repentina por un infarto y el recuerdo sigue presente en Fiona, su hija, quien utilizó su cuenta oficial de Instagram para felicitar a su padre, quien este el pasado lunes habría cumplido 57 años.

“Feliz cumple Piojito. Celebramos el día el que llegaste y en el que comenzó la historia tan hermosa que escribiste sobre este mundo. Tu locura es gemela a la mía y la seguiré hasta el final”, comienza el texto que acompaña la foto del actor.

“La luna, el sol, y el mar son mensajeros, llevándote mis cartas a tinta china sobre un silencio. Las miles de preguntas que tengo para ti y bocetos de mis sueños, mis anhelos, y mis dolores. Abrazare el viento para abrazarte a ti hasta que nos volvamos a ver”, continúa el mensaje que ya superó las mil “likes” y cientos de comentarios.

Fiona finaliza el mensaje: “Y aunque tengamos otro nombre y otra piel, mi corazón reconocerá el tuyo con la tranquilidad que uno siente cuando después de un largo día de guerras y triunfos, llega a casa ❤️”.

La joven actriz de 21 años tenía apenas cinco años cuando el actor falleció mientras cenaba junto a su esposa Carina Ricco y amigos en un restaurante de Los Ángeles, California el 6 de noviembre de 2003.

Por su parte, Ricco también dedicó unas palabras en Instagram al actor que encargó una de las más exitosas versiones de “Juan del Diablo” en el melodrama Corazón Salvaje de 1994.

“El día en que llegaste a esta vida con esos ojos de luz y trajiste alegrías y amor a quienes estuvimos en tu vida. Hoy seguramente estarás viviendo una nueva aventura, y esperamos que donde sea que estés, estés feliz. Sepas que tocaste el corazón de muchos y que eres recordado con amor por muchos más”, se lee en el escrito de la cantante.

Además de Fiona, Eduardo y Carina procrearon a Luca, un joven de 18 años, quien tiene un gran parecido con su padre.