Maribel Guardia dice que esperó lo peor tras contagiarse de Covid y consideró alistar su testamento

facebook

twitter

whatsapp

Email

La actriz de 61 años de edad confesó que creyó que no lograría superar la enfermedad

Maribel Guardia se suma a la lista de famosos que han logrado vencer al coronavirus, sin embargo, tras su contagio, la estrella de televisión de 61 años llegó a pensar que moriría por lo que de las primeras cosas que le pidió a su familia fue que le llevaran a un abogado para alistar su testamento.

"Me asusté mucho cuando me dio el Covid-19, de plano le dije a Julián y a Marco 'tráiganme a un abogado para hacer testamento porque me voy a morir'", reveló la cantante frente a varios medios de comunicación entre los que se encontraba Edén Dorantes.

Aunque no presentó síntomas graves, Maribel Guardia compartió que su preocupación aumentó porque creyó que la enfermedad evolucionaría a peor con el pasar de los días pues, por su edad, está entre la población de riesgo.

"Pensé que iba a empeorar con los días, realmente nunca me dio temperatura, lo que me dio fue dolor de cuerpo, dolor de cabeza, mucho cansancio pero no pasó de ahí, gracias a Dios", destacó.

La actriz de telenovelas como 'Corona de lágrimas' y 'Al diablo con los guapos' destapó que su planes sobre alistar su testamento no se pudieron realizar porque su familia no lo creyó necesario: "Ellos no quisieron que lo hiciera, era buena oportunidad pero dijeron 'no te vas a morir'".

La intérprete de 'Tú y yo' hizo un llamado a la ciudadanía para no bajarla guardia ante la pandemia y extremar los protocolos sanitarios, pues después de la fuerte experiencia que sufrió al lado de su esposo, quien, a diferencia de ella, presentó síntomas más graves al grado de requerir un respirador, reafirmó la gravedad de la propagación del virus.

"Yo llegué a tener mucho miedo con Marco, recé mucho, lloré mucho, lloré hasta después porque tenía que estar fuerte para él, pero sí pensé lo peor y más ahora que los hospitales están a reventar. Esto no es un juego y cuando llega a tu casa es como un demonio, Dios que nos salve porque este virus no respeta a nada ni a nadie, se los digo de verdad, yo pasé momentos de angustia por lo de mi marido, pero de un momento a otro te puede cambiar, te puedes morir", concluyó.