cita a ciegas
Ver video

Citas a ciegas: Guía definitiva para tener una cita a ciegas y no fallar en el intento

facebook

twitter

whatsapp

Email

Recibe lo mejor de Las Estrellas directo a tu correo

Buscar pareja como lo hace Lucía puede ser una gran experiencia, sin embargo, es importante conocer a lo que te enfrentas.

Cita a ciegas, la nueva telenovela del productor Pedro Ortiz de Pinedo, aborda la historia de Lucía, la protagonista, una comunicóloga de 33 años dedicada a su trabajo que no tiene como prioridad encontrar el amor. Sin embargo, su madre, Maura, es una mujer conservadora que constantemente la presiona para que cambie de apariencia física y consiga un novio, al igual que su hermana menor, la cual está próxima a casarse.

Cansada de las vejaciones e ironías de Maura, Lucía y su madre apuestan que ella llegará con un novio, un bonito vestido y más delgada que nunca a la boda de Marina. La apuesta desata un nuevo camino para Lucía que comienza una serie de citas a ciegas para encontrar el amor.

Lo que le ocurre a Lucía está lejos de ser solo un tema de la ficción. Al respecto, el Doctor en Psicología, Emiliano Villavicencio Trejo explica a Las Estrellas, que la actitud de Maura y su presión contante sobre su hija soltera es un rasgo común en la familia mexicana.

“A veces la familia, especialmente en la cultura mexicana, al ver llegar a una joven a cierta edad y no tener un vínculo afectivo establecido con una pareja, puede comenzar a presionar para que ella consiga una, sin embargo, no ocurre de igual manera para ambos sexos. A los hombres por lo general se les denomina ‘galanes’ al no tener una relación formal llegada una edad madura. Así que definitivamente es un tema de género y aunque esté normalizado, no es natural”.

Lo que tampoco resulta solo material de novela para el experto Villavicencio, es la pulsión de Lucía de recurrir a una serie de citas a ver si de una vez por todas se topa con el amor: “cuando una persona posee pocos recursos para establecer un vínculo íntimo-afectivo con otros seres humanos, es común que utilice este tipo de ‘herramientas’ para relacionarse con otra persona”.

Sin embargo, estos nuevos mecanismos acarrean sus propios riesgos: "Lo que ofrece este tipo de relaciones es la superficialidad, es decir, este tipo de interacciones no permiten mayor acercamiento para conocer al otro de primer momento, a pesar de ser algo muy positivo, este tipo de nexos evitan construir vínculos duraderos, lo cual puede convertirse en un círculo vicioso", agrega Villavicencio.

Actualmente, muchas relaciones se construyen primero de manera virtual y posteriormente en el plano físico, sin embargo, ¿cómo tener una cita a ciegas sin fracasar en el intento o exponernos a situaciones potencialmente peligrosas e incómodas?

“Las redes sociales forman parte de nosotros, es natural que las formas de establecer relaciones sean a través de ellas porque es la manera en qué estamos vinculándonos. Las generaciones actuales usan los recursos que están a su alcance”, dice Villavicencio.

Los expertos dan su punto de vista sobre los consejos que cualquier persona, sin importar el género, debería de seguir al salir en una cita a ciegas:

Definir cuál es el motivo que te motiva a salir en una cita a ciegas

“Es importante primero estar bien contigo y saber cuál es el motivo que te lleva a tener en sí una cita o buscar a alguien, si es porque te sientes sola o triste, ninguno de estos motivos son buenos”, explica Andrea Gómez, Fundadora de LUNA Escuela de Pensamiento Feminista.

Si te es posible, consigue referencias

Asimismo, Gómez añade: "si es alguien que te van a presentar, pide referencias. ¿Cómo se llama?, ¿Dónde trabaja?, ¿Cuántos años tiene? ¿cuáles son sus intereses?, etc. Esto de a ciegas es un poco apostarle al riesgo, trata de 'blindarte' lo más que puedas".

Autenticidad

De acuerdo con Villavicencio, ser auténticos es una herramienta social básica para interrelacionarse con otros y desarrollar lazos reales y duraderos.

Avísale a una o más personas sobre este encuentro

"Creo que lo más importante antes de ir a una cita a ciegas, es haber creado redes antes, me refiero a que por lo menos dos amigas tuyas sepan donde estás, mandar ubicación actual, el hecho de tu cita sea a ciegas, no significa que tu contexto también esté a ciegas. Es fundamental que alguien en quien confíes sepa a dónde vas, a qué hora y a qué vas. Recomiendo que sea alguien que esté cerca del lugar donde pactaron encontrarse", expone Gómez.

No hay que ir con el pecho abierto

“Es importante protegerse uno mismo, no hay que entregarlo todo de primer momento”, aconseja Villavicencio.

Asistir a un lugar público

Gómez recomienda optar por lugares públicos. "Lugares donde haya mucha gente, muchas salidas, buenos accesos, que sepas que hay seguridad. En vez de irte a un 'cafecito' que es súper independiente y nadie lo conoce, busca lugares grandes como una plaza comercial, ahí tendrás mucho mayor seguridad".

Eres dueña de tus decisiones

Si no te sientes cómoda, puedes irte. Villavicencio resalta la importancia de cuidarse uno mismo y tomar decisiones que actúen para conseguir nuestro bienestar.

No exigir a una relación más de lo que puede dar

En una cita a ciegas ambas partes esperan conocerse y decidir si desean desarrollar un plan en conjunto. Por lo tanto, no llegues a la cita con altas expectativas. Date la oportunidad de conocer. "No mitificar, ni juzgar", aconseja Villavicencio, quien además es jefe de Posgrado de la Facultad de Humanidades y Ciencias Sociales de la Universidad La Salle.

No caer en una presión social-familiar

“La confianza y la seguridad en uno mismo son las mejores herramientas para combatir la presión social-familiar que puede orillar a tomar decisiones apresuradas o no adecuadas”, declara Villavicencio. Sin embargo, expone: "Lucía está decidiendo por ella misma aventurarse a tener citas a ciegas, así pues no hay que victimizarla ni pensar 'pobrecita de ella', pues es una mujer capaz de determinar lo que quiera hacer".

Amar con los ojos abiertos

Villavicencio destaca la importancia de “tomar decisiones de manera consciente, ya que sólo de esta manera estarás en la posibilidad de ser más feliz contigo misma”.

"Yo conozco parejas que se conocieron así y son muy felices", concluye Villavicencio, quien considera que las citas a ciegas son una opción muy positiva para aquellas personas que suelen tener pocos recursos sociales para establecer un vínculo íntimo.