Michelle Renaud no teme recibir menos propuestas de trabajo tras quitarse los implantes de seno

facebook

twitter

whatsapp

Email

La actriz detalló que su novio Danilo Carrera la hace sentir bella al natural, hecho que agradece

Hace unos días, Michelle Renaud reveló que se quitó los implantes de seno que tenía desde hace nueve años tras sufrir fuertes malestares en su cuerpo. Ahora que la actriz se siente más contenta con su cuerpo al natural, reveló si teme que las propuestas de trabajo disminuyan luego de su intervención.

En entrevista con TVyNovelas, la protagonista de telenovelas, como ‘La Reina Soy Yo’, detalló que está segura que eso no pasará, ya que su talento no va ligado al tamaño de su busto.

“No, en lo más mínimo. No creo que tenga nada que ver mi trabajo con tener bubis o no”, precisó la actriz, quien detalló que desconoce todavía con qué talla quedará, ya que su cuerpo todavía sigue en recuperación y que será hasta en algunos meses cuando lo descubra.

“No sé, ya no sé si tenga que usar corpiños (risas). El tejido todavía se tiene que adaptar, mi cuerpo se sigue recuperando, tardará como tres meses o más para que cicatrice bien por dentro, y ya veremos los resultados”, precisó.

Michelle Renaud también habló sobre la posibilidad de recurrir a algún tipo de terapia para superar los cambios físicos que enfrentó. Aunque afirmó que no cree necesitarlo, sí detalló que uno de sus más grandes apoyos fue su novio Danilo Carrera.

“Ahorita llevo poco tiempo, no sé si después llegue una crisis de algo, pero hoy que fui a trabajar me sentía guapísima. Me fui a la playa y me sentía guapísima; al final del día, me operé porque no me gustaba como me veía, y ahora me encanto. Afortunadamente tengo una pareja que se ha encargado de decirme lo hermosa que me veo y me ve con unos ojos de amor, que le encanto”, especificó en la publicación.

Y es que la actriz afirma que el galán de ‘Vencer el miedo’ es sin lugar a dudas un ángel en su vida, que siempre le remarcó que se vería igual de guapa con o sin implantes.

Es un ángel que mi mamá puso en mi camino porque, antes de que yo viera lo de la enfermedad en Internet, le dije que me dolía y me contestó: “¿Por qué no te quitas los implantes?”. Y le dije: “¡Estás loco! ¿Cómo me las voy a quitar?”. Y respondió́: “Quítatelas. Lo natural es más bonito”, y yo necia que no (…) Danilo ha sido mi mejor apoyo, porque fue mi enfermero, el que me limpió las heridas, me llevó del hospital a mi casa, todo. Se ha portado increíble, voy a vivir eternamente agradecida con él”, precisó.