Ver video

Montserrat Oliver estuvo cerca de la muerte por fumar veneno de sapo

facebook

twitter

whatsapp

Email

La conductora probó un remedio ancestral que usan los indios en Sonora

A petición de su amiga y compañera Yolanda Andrade, Montserrat Oliver abrió su corazón en el programa de Unicable, Montse & Joe , donde reveló que tras la partida de su madre decidió fumar veneno de sapo, un remedio ancestral que la acercó a la muerte.

“Cuando se murió mi mamá y mi otra tía, que eran mis grandes pilares, sí me sentí muy triste, no caí en depresión (…). No quise hacer nada que dijeran ‘no manches’, no me hubiera gustado que me vieran así, como por ejemplo, caer en una depresión, suicidarte o drogarte”, señaló.

Al intentar recuperar la ilusión y sus ganas por seguir adelante, ante la falta de sus seres queridos, Montserrat decide probar el “Sapo de Sonora”, una especie de ritual que consiste en aspirar el veneno de un sapo:

“Pues voy y hago el ‘Sapo de Sonora’. Fumas el veneno del sapo, lo que no me dijeron, y con obvia razón, era que te mueres un poquito mientras ellos (los indios) te están poniendo agua y te están tocando para que no dejes tu cuerpo”, contó al mismo tiempo de que en la televisión se proyectaban imágenes del ritual.

“Entonces yo, al sentirme asfixiada, pensaba: ‘es que se les pasó lo que me dieron, me estoy muriendo’; al sentir que me asfixiaba y me quedaba sin respiración y sin aire, yo trataba de regresar y de decirles ‘no me quiero ir, me están matando y todavía no me quiero ir’, cuando según yo ya había acabado de estar. Entonces fue una experiencia súper fuerte porque lo hice cuatro veces para no perder el control”.

“Lo que sí les voy a decir es que desde ahí tengo muchas ganas de vivir, que ya no me quiero asomar, porque lo que sí me quedó bien claro es que todos… todos somos yo. Todos tenemos algo de todos (…). Lo bonito fue darse cuenta que en realidad todos tenemos mucho hasta del ser que más te dé repudio”.

Finalmente, la conductora de Reto 4 Elementos recomendó probar las cosas, pero con profesionales, sin arriesgar la vida.

Esta no es la primera vez que Montserrat Oliver ha estado expuesta al peligro. En 2006, mientras grababa escenas para su programa Hijas de la madre tierra, una leona le mordió el dedo índice a la conductora.

Aunque posteriormente reconoció que no fue un ataque, sino un juego por parte de la felina, reveló que “le cortó el dedo desde la uña”.

El 30 de junio de 2014, la presentadora compartió en su cuenta de Twitter imágenes de la mordida que recibió de un perro, esto cuando grababa una cápsula para el programa de deportes La Jugada.

Finalmente en 2018, durante las grabaciones de Reto 4 Elementos, Oliver compartió en sus historias de Instagram que se había lastimado la mano izquierda, desde la palma hasta el dedo anular, “por jugar en la gran pista de aire”, uno de los escenarios del reality show.