Julián Figueroa reacciona a las acusaciones de su hermana sobre la herencia de Joan Sebastian

facebook

twitter

whatsapp

Email

El cantante negó que Juliana Figueroa haya sido excluida de la herencia, enfatizando que los relojes que tiene fueron un regalo de su papá

A casi seis años de la muerte de Joan Sebastian, la disputa por su herencia continúa, tal como lo reveló Juliana Figueroa, hija menor de ‘El Poeta del Pueblo’, hace unos días en Instagram, donde señaló que sus medios hermanos no le habían dado lo que le correspondía y que, incluso, le querían quitar una propiedad. Ante estas declaraciones, Julián Figueroa, hijo que procreó el cantante con Maribel Guardia, reaccionó a las acusaciones de su hermana.

Fue durante una entrevista con Gustavo Adolfo Infante que el joven señaló que bajo su posesión existían varios relojes que en vida le había regalado su padre y que estos no tenían nada qué ver con la herencia intestamentaria, por la que desde hace un tiempo se sigue un juicio.

“Yo tengo relojes que me regaló mi papá y de ahí en fuera no sé. Los que yo tengo son relojes que mi papá me regaló el momento que yo nací y en mis cumpleaños”, dijo.

Asimismo, señaló que sobre Juliana no tiene nada que decir, pues lo único que siente hacia ella es cariño y respeto.

“Lo único que puedo decir es que es una niña preciosa, yo la quiero muchísimo y que siempre va a tener un lugar en mi corazón. Jamás diré algo malo de ella, por ninguna razón”, precisó.

Julián Figueroa confirmó que entre Juliana y él sí existe un distanciamiento, el cual ocurrió hace tiempo debido a una publicación que realizó en Instagram.

“El día que murió mi papá yo subí una foto que él iba a estar muy orgulloso y vi que me dejó de seguir. Yo soy más grande, pero sí me lastimó, la seguí buscando. Son tonterías, cosas de Instagram. Seguiré buscándola para arreglar los problemas, es una persona que es mi sangre y no tengo nada malo que decir de ella, es preciosa y canta muy bonito”, sentenció.

Mientras que en otra entrevista que concedió, Julián Figueroa indicó que prefería mantenerse al margen de los dimes y diretes, pues aunque está distanciado de Juliana, lleva buena relación con el resto de sus medios hermanos.

“Creo que lo más prudente es tratar las cosas dentro de la misma familia, en persona, hablarle directamente a las personas en lugar de hacer un tema público, por eso lo que yo tenga que decirle a ella, o cualquier consejo u opinión que yo le pueda dar se lo diré a ella de forma directa porque es una persona que tiene todo mi cariño”, compartió.

Y señaló que la herencia de su padre no se ha repartido en su totalidad pues hay un juicio intestamentario en proceso. “Se ve que va para largo, no estoy muy informado, soy una persona que me gusta enfocarme más en mi propio trabajo, mi propia carrera, pero creo que va para largo”.