Ver video

Michelle Salas responde a las críticas por no felicitar a su padre Luis Miguel en redes

facebook

twitter

whatsapp

Email

La modelo optó por publicar otras cosas en su cuenta de Instagram ese día, a pesar de la presión de algunas seguidoras de su padre

El pasado 19 de abril, Luis Miguel cumplió 50 años y sus seguidores lo llenaron de felicitaciones en sus redes sociales, además de que esperaban ver la felicitación de su hija mayor Michelle Salas, quien prefirió no escribir ningún mensaje en sus redes sociales.

Tras publicar una serie de imágenes en las que aparece bebiendo café y un clip donde disfruta una copa de vino, la modelo comenzó a recibir diversos textos de las seguidores de 'El Sol' como: “felicidades a tu papá que nos ha dado 50 años de vida y 40 de su hermosa voz”, ¿y las felicitaciones para papá para cuándo?”, “te encargo que felicites a quien puso su semilla dorada para que tú salieras”, “Hoy es día de fiesta”, “Besos a Micky, estamos en modo sol” y “Solecito que nació gracias a un rey que hoy cumple 50 años”, pero hubo una fan que aprovechó para llamarla “nada fresca o sencilla”, a lo que Michelle no tardó en responder.

“Nadie te obliga a ver algo que no te gusta o te cae mal. Te invito a dejarme de seguir, así no te molesto”, precisó.

Además, la primogénita de Stephanie Salas también respondió a algunos seguidores que le dedicaron algunos mensajes positivos y evitó hablar de su progenitor.

“¡Qué bonita niña eres! Y aunque todos quisiéramos que pusieras una felicitación pública a tu papá, basta con que los dos estén bien y siga el amor y la comunicación entre padre e hija que debe de haber”, dijo una seguidora, a lo que la modelo contestó: “gracias” con varios emojis de corazones.

A pesar de que Michelle no hizo una felicitación pública, una de las exnovias de Luis Miguel sí le dedicó algunas palabras en su red social.

Desirée Ortiz, quien salió con el cantante a finales de 2017, dejó claro que su romance concluyó en buenos términos y publicó un clip en el que se puede apreciar un dibujo, el cual apenas se alcanza a ver porque parece que fue grabado a la luz de las velas, el cual acompañó con una sencilla frase: “Feliz cumpleaños cariño... ¡Sigue brillando!”.