Ver video

Irina Baeva habla de su relación con Soto: "Me enamoré pero no me hace una rompe hogares"

facebook

twitter

whatsapp

Email

La actriz alzó la voz contra los prejuicios y detalló lo que vivió detrás de la polémica que desató su noviazgo con Gabriel Soto

Irina Baeva compartió en su canal de Youtube la plática que hace unas semanas dio sobre los prejuicios, el feminismo y la desigualdad de género en la que, como pocas veces, habló de los ataques que recibió cuando se dio a conocer su noviazgo con Gabriel Soto.

En su debut como ponente en la conferencia “¡Arriba Eva!”, la actriz rusa resaltó que el impacto de los ataques fue mucho más fuerte para ella que para su pareja, pues fue tachada de “roba maridos” y tuvo consecuencias serias tanto en su vida profesional como personal mientras que la vida del actor siguió siendo la misma.

"Yo me enamoré de un hombre separado que con honestidad me dijo que lo único que lo unía con su pareja, con su expareja, era un papel, por eso ambos, ¡ojo!, ambos, decidimos iniciar una relación y ahí fue cuando me convertí en un demonio, pero vamos a ver qué pasó con él, él siguió siendo el mismo hombre, nadie le decía nada y prácticamente no hubo consecuencias para él en el trabajo”, dijo la estrella de televisión.

“En cuanto a mí, yo me convertí en una fácil, en una puta, en una roba maridos, en una rompe hogares y hubo consecuencias graves para mí, personales y profesionales. Las personas en redes sociales me insultaban tanto que tuve que bloquear mis comentarios en Instagram porque esos haters, todas esas personas que dejaban ahí su comentario lleno de odio, todos esos insultos, lo que provocaba era algo grave, yo estaba empezando a dudar de quién era yo en realidad, me la estaba creyendo”.

Baeva compartió que en su juventud también fue víctima de los prejuicios de gente que ni siquiera conoce, al ser encasillada como una mujer “tonta” sólo por el hecho de ser rubia, rusa y dedicarse a la actuación.

"Sí, soy rusa, pero eso no me hace fría. Sí, soy rubia, pero eso para nada limita mis capacidades intelectuales. Sí, soy actriz y salgo en las telenovelas, pero eso no quiere decir que me acuesto con productores para conseguir papeles. Sí, en mis inicios trabajé de modelos, trabajé de edecán, pero eso ni remotamente se acerca a ser una escort o una prostituta. Sí, me enamoré de un hombre maravilloso, que me ama, y empecé una relación con él, pero eso no me hace ser una rompe hogares ni una desalmada. Yo me considero una mujer fuerte pero que hoy aquí acepta que le duele y mucho cuando piensan de ella cosas que no son", sentenció la protagonista de ‘Vino el amor’.

En su discurso, Irina invitó a las mujeres a alzar la voz y defenderse una a la otra, a olvidarse de los ataques entre géneros, a practicar el respeto y a ejercer el derecho a no ser juzgadas.

Irina Baeva y Gabriel Soto anunciaron su noviazgo en medio de rumores de infidelidad por parte del actor hacia su entonces esposa Geraldine Bazán, quien a través de un video en su canal de YouTube dio detalles de cómo se enteró que existía una relación entre el padre de sus hija y la actriz rusa.