Hijo de José José critica a Sarita y dice: “Sí estaba empastillada, sí la veía un poquito ida”

facebook

twitter

whatsapp

Email

José Joel habla sobre Sara Salazar y la vez que salió con una bolsa de papel a la calle

Desde que se dividieron las cenizas de José José entre Miami y México, la enemistad entre sus tres hijos renació e incluso su primogénito José Joel destapó varios secretos de su media hermana Sarita. Ahora el hijo del ‘Príncipe de la canción’ y Anel Noreña reveló que durante el homenaje de su padre en Miami, Sarita ‘estaba empastillada’.

A su salida de la XEW, el cantante reveló que él percibía a Sarita un poco ida y que desde ahí comenzó a pensar que la estaban medicando para que aguantara la presión que ejercían los medios de comunicación.

“Se dice que la niña trae algo atorado, ahorita que yo la veía sí estaba medicada, empastillada, bajo algo por toda la presión, por todo el cansancio y por todo lo que se echó encima. Sí la veía un poquito ida, muy tranquila, a lo mejor le están dando un chocho para soportar lo que se está echando encima, pero su manera de manejarse, de manejar la situación pues nos indica que sí sería bueno un examen psicológico”, detalló a varios medios de comunicación como Radio Fórmula.

José Joel también habló sobre la viuda de su padre José José y afirmó que le desconcierta que Sara Salazar haya salido a la calle con una bolsa de papel, pero que ahí se demuestra que tanto la señora como el intérprete de ‘La nave del olvido’ vivían en completo abandono.

“¿Quién cuida en esa casa? ¿Qué orden hay en esa casa que dejan que la señora que no está bien de su cabecita salga con la bolsa en la cabeza a tirar la basura? Si así cuidan de la señora, imagínate cómo tenían a mi papá”, indicó.

José Joel revela cómo fue la infancia de Sarita

Hace unos días, el primogénito del cantante reveló en el programa de Maxine Woodside que su hermana Sarita no terminó ni la primaria y que aunque tuvo el cariño de su padre creció sin rumbo alguno.

“Hay algo que sí le agradezco mucho a mi papá, nos enseñó a decir por favor y gracias. Esta 'chamaquita' creció como enredadera, con un papá que sí la quiso mucho pero que estaba recuperándose de casi haberse muerto, entonces su vitalidad ya no era la de antes. La señora (Sara Salazar) metida en carrera, entonces creció sin rumbo, ni acabó la primaria”, detalló.