Tras 4 meses en coma, Toño Mauri habla por primera vez de su lucha contra el Covid-19 y sus secuelas

facebook

twitter

whatsapp

Email

El actor regresó a casa tras pasar varios meses hospitalizado a consecuencia del doble trasplante de pulmón, una secuela del coronavirus

Install
Agréganos a tu pantalla de inicio para visitarnos más fácil y rápido

Luego de que el doctor Juan Rivera revelara que Toño Mauri estuvo hospitalizado por más de ocho meses, cuatro de ellos en coma, y que venció a la muerte en tres ocasiones, el actor habló por primera vez de su lucha contra el Covid-19 y sus secuelas, una de ellas, el doble trasplante de pulmón al que tuvo que ser sometido de emergencia para salvar su vida.

Yo pensé que iba a ir al hospital y que ese mismo día regresaba a mi casa, cuál fue mi sorpresa que no fue así y que ahí empezó esta historia que acaba de terminar”, contó conmovido el intérprete en Despierta América.

El galán de ‘El privilegio de amar’ y ‘Por amar sin ley’, relató que tras dar positivo a coronavirus, el virus se alojó en sus pulmones, lo que provocó que estos fallaran por completo.

“El virus atacó directamente mis pulmones, los dañó muchísimo, entonces ya no podía respirar. La única esperanza que me daban eran buscar un trasplante de pulmones”, contó en su primera entrevista.

Asimismo, recordó que cuando su médico de cabecera, el doctor Juan Rivera, le comentó que el trasplante de pulmón era su última opción para salir avante de la enfermedad, lo primero en que pensó fue en su familia, pero sobre todo, en recuperarse para estar con sus hijos.

“Lo primero en que pensé fue en mis hijos, en Carla (su esposa), en mi familia, y le dije al doctor que no importara lo que tuviera que hacer. De ahí no me acuerdo de nada, hasta que desperté del coma”, recordó entre lágrimas.

“Volé en un helicóptero a Gainesville, Florida. Desde ahí empezó el proceso del trasplante. Yo estaba muy ilusionado por (volver a) ver a mis hijos, y lo hice. Dios estuvo conmigo siempre. Le decía: ‘Dios mío, dame la mano, no me sueltes y acompáñame’ y me acompañó. Yo sentía su presencia y me daba paz, me daba mucha paz”, se sinceró.

Durante la charla, Toño Mauri también reveló que durante su estancia en el hospital tuvo una hemorragia interna que por poco le cuesta la vida.

“Carla me platicó que tuve una hemorragia interna, que de repente le hablaron y le dijeron que no iba a pasar la noche. Y al día siguiente le hablaron para decirle que no sabían qué había pasado, pero que yo estaba normal. Me afiancé más a Dios, porque los únicos que podrían hacer esto, son ustedes (los médicos), pero Dios es el que decide. Quizá yo ya tenía que haberme ido y me dio la oportunidad de regresar. Cada noche pensé que era la última”, confió.

Por último, el histrión recordó, al borde del llanto, el momento en que le dieron el alta del hospital el pasado 12 de febrero y de lo feliz que se sintió al reencontrarse con su familia.

Cuando me despidieron del hospital, ese momento no lo voy a olvidar, nunca. Esta tarjeta es la firma de todos (los doctores) que me cuidaron, yo los veía como ángeles. Cuando abracé a mis hijos, primero pensé: ‘lo logré, lo logramos juntos’. Abrazarlos es lo que yo anhelaba, era mi esperanza”, sentenció.