Ver video

Frida Sofía señala a Alejandra Guzmán: "Pasé mi infancia tapando sus actos, con miedo a que muriera"

facebook

twitter

whatsapp

Email

En un comunicado, la modelo dijo estar arrepentida de la forma en que reaccionó tras la entrevista que su madre ofreció

Luego de que Frida Sofía utilizara las redes sociales para mostrar moretones causados por supuestos golpes que su madre, Alejandra Guzmán le había dado en el pasado, la modelo se “arrepintió” y lamentó la forma en la que reaccionó al ver las declaraciones que su famosa madre hizo ante el periodista Gustavo Adolfo Infante.

“Escribo este comunicado en reflexión a mi reacción de ayer. Me arrepiento de haber reaccionado de esa manera y no actuando con cordura, en ocasiones el dolor me gana. Estoy trabajando en mí para no seguir repitiendo los patrones que hay en mi familia (…). El perdón es para mí y nadie más, para no seguir dejando que el dolor se apodere de mí y poder vivir en constante Amor, Paz y Felicidad”, señala la intérprete de Ándale en las primeras líneas de su comunicado publicado en Instagram.

Sobre los insultos que realizó hacia la Reina del Rock en su perfil social, Frida comentó: “No tendría que decir nada de mi mamá porque al final creo que ella hizo lo mejor que pudo con las cartas que se le dieron, ella lleva muchos años tratando en pelear con sus demonios y no me puedo tomar personal que no lo pueda lograr, su sufrimiento es exactamente eso, la soledad en la que ella vive y que al final aleja a todo mundo de su vida”.

Al respecto de su relación con la cantante, la joven, de 27 años, dijo estar agradecida con su madre, pues la apoyó económicamente, sin embargo, lamentó que haya expuesto el supuesto “desorden mental” que padece.

“Todos tenemos la fantasía de una Mamá amorosa, que te apoye de manera incondicional; económicamente sí cumplió y lo agradeceré eternamente. Me da coraje que se refiera a mí de esa manera, llegando al punto de hacerles ver que yo tengo un desorden mental y no que estoy tratando de superar el dolor que ella me ha causado (…), toda mi infancia tratando de tapar sus actos, desde defecarse y vomitarse encima repetidamente, con miedo siempre a que muriera y para que la gente presente no se diera cuenta (…), me causó muchos temas de codependencia”, indica.

Pese a todo lo que ha dicho de la relación que lleva con la cantante, Frida Sofía concluye su comunicado asegurando que está tranquila, pues considera haber hecho todo lo que estuvo en sus manos para tratar de ayudar a su mamá, según destaca, de las adicciones.

“Estoy tranquila porque yo también hice todo lo que pude como hija para tratar de ayudarla, tuvimos platicas interminables y suplicios rogándole que se mejorara pero la adicción siempre ganó. El coraje que tengo es dirigido a esta horrible enfermedad que se llama ADICCIÓN, algo que nunca pudo combatir y hoy me doy cuenta que no fue personal en contra de mí (…). No le deseo el mal nunca, la reconozco, reconozco su esfuerzo y por eso pienso que hasta que ella y yo podamos sanar, lo mejor entre nosotras es la distancia”.

Las palabras de Frida Sofía surgen después de que Alejandra Guzmán afirmara que su hija sufre del trastorno límite de la personalidad y que esta enfermedad es la razón por la que ambas están distanciadas desde hace tiempo.

“Creo que ella necesita amor propio, ella necesita pedir ayuda, ella necesita una terapia importante, porque si tú tomas pastillas sin un terapeuta se pueden desfasar muchas cosas que yo no entiendo (…), pero entiendo que es una enfermedad y lo acepto así.”, sentenció a en entrevista al programa ‘De Primera Mano’.