Frida Sofía recuerda doloroso pasado con la dinastía Pinal y pese a demanda perdona a su mamá

facebook

twitter

whatsapp

Email

La modelo se sinceró sobre su infancia y actual situación legal con Alejandra y Enrique Guzmán

Install
Agréganos a tu pantalla de inicio para visitarnos más fácil y rápido

En medio de la disputa legal que enfrenta con su mamá y abuelo, Alejandra y Enrique Guzmán, Frida Sofía Moctezuma protagonizó la portada de una revista en la que lució con un semblante relajado y se abrió sobre su dolorosa infancia como parte de la dinastía Guzmán Pinal.

La modelo de 29 años de edad recordó los días de angustia durante su niñez al ser testigo de las adicciones de su mamá, a quien, dijo, idolatraba, protegía y por quien llegó a enfrentarse con su papá, Pablo Moctezuma.

"Al final yo amaba a mi mamá más que nada. A mí no me importaba ni mi papá ni nadie. La verdad es que mi mamá era mi vida, era todo. Esperaba de chiquita que llegara para saber que estaba bien. Y yo le decía a mi papá: 'Llévame a casa de mi mamá'. Me ponía como loca. 'Necesito cuidar a mi mamá. Que si se cae, si se pega, si le hacen algo, si se vomita y la tengo que voltear. Tengo que ir con mi mamá a cuidarla', y esa fue mi niñez", contó a People en Español.

La también empresaria habló del bullying que vivió en el colegio y las limitantes que tuvo para relacionarse con más niñas y niños por pertenecer a una familia de famosos. Frida Sofía dio detalles de la soledad que experimentó cuando se mudó a Estado Unidos luego del intento de secuestro que vivió en México.

Reconoció que muchas veces se prestó al juego y fingió tener una estrecha relación con su mamilia materna aunque de la dinastía Pinal, dijo, no recibió una muestra de afecto durante su estancia en Miami: "Yo me fui, pasaron los años y siempre estuve sola. Nunca me marcaron ni en mi cumpleaños, ni en Navidad".

La nieta de Enrique Guzmán y Silvia Pinal habló también de lo liberador que resultó revelar su testimonio de presunto abuso sexual por parte de su abuelo y aunque actualmente es un asunto que se resuelve en tribunales, en una denuncia contra el cantante y Alejandra Guzmán, la modelo compartió el perdón hacia su madre.

"Claro que la perdono porque si no es como tomarte el veneno tú y esperar a que se muera alguien más. Le deseo lo mejor. Ojalá y sane. De que yo me he tratado de acercar, lo sabe, aunque diga que no", dijo, no sin antes dejar claro que su sentir es muy diferente hacia su abuelo: "A ese no le digo nada".