Mariana Echeverría exhibe intensos movimientos de su bebé: “últimos días de disfrutar esta panzota”

facebook

twitter

whatsapp

Email

La futura mamá habló de las inexplicables sensaciones que experimenta en los últimos días de su embarazo

Es cuestión de días para que Mariana Echeverría y su esposo Óscar Jiménez conozcan a su primer bebé, Lucca, quien está creciendo tanto que la futura mamá comienza a pensar que el espacio en su vientre ya es insuficiente.

A través de sus historias de Instagram, la presentadora de televisión publicó un par de videos en los que exhibió los intensos movimientos de su bebé, quien, incluso, se posiciona de tal manera que deforma la pancita de embarazo de Echeverría.

"Vean esta bola aquí encajada, cómo se deforma aquí y aquí. Está encajado algo, ya no cabe en esta panzota", se escucha decir a la conductora de 'Me caigo de risa', mientras que el futuro papá acaricia su viente.

Mariana Echeverría aprovechó las imágenes para resaltar la ola de sensaciones y sentimientos que experimenta en la recta final de su embarazo.

"¡¡OMG!! Amamos sentir como se mueve y lo inexplicable que es, hasta que lo vives", anotó sobre una de las grabaciones.
"Así nuestras noches... últimos días de disfrutar esta panzota que nos ha hecho tan felices".

Y es que, aunque los primeros dos trimestres de embarazo fueron vividos por la también actriz en total plenitud, sin malestares, mareos nauseas o antojos, a punto de cumplir 8 meses fue intervenida de emergencia por un cuadro de apendicitis de la que, tanto ella como su bebé, salieron bien librados.

Sin embargo, hace unos días confesó a TvyNovelas que temió por su vida y la de Lucca pues además de los riesgos que implicaba la intervención se presentaron síntomas típicos de una labor de parto.

“Pero se complicó mucho con la operación de apendicitis que tuve de emergencia, porque luego perdí el líquido amniótico y luego se me salió el tapón mucoso", declaró Echeverría, quien agradeció también la oportuna intervención pues hasta el momento vive el termino de su embarazo sin aparentes complicaciones.