Zoraida Gómez destapa las dificultades que pasa a días de ser mamá: ‘De los procesos más dolorosos’

facebook

twitter

whatsapp

Email

La actriz destacó cuál ha sido lo más doloroso a lo que se ha enfrentado tras el nacimiento de su hijo Maximiliano

El pasado 9 de septiembre, Zoraida Gómez se convirtió en mamá y a través de las redes sociales anunció el nacimiento de su hijo Maximiliano, a quien no ha dejado de presumir en múltiples publicaciones, las cuales la han vuelto tendencia. Pero ahora, la actriz acaparó la atención al destapar las dificultades que sufre a días de la llegada de su primogénito.

A través de su cuenta oficial de Instagram, la estrella de telenovelas como ‘Rebelde’ compartió que una de las situaciones más difíciles a las que se ha sometido está la lactancia, la cual fue muy dolorosa los primeros días.

“De los procesos más dolorosos que he vivido es la baja de leche. Yo no les puedo decir, yo me quería morir… Nada más hay que tener paciencia y cuando llegue ese momento de la baja de leche saber muy bien qué hacer. Sí es muy doloroso, pero aguantas dos días y la libraste. Sientes literalmente que las bubis te van a explotar… Esto también va a pasar, es doloroso el proceso, pero al final tienes que hacerlo porque es muy importante la conexión que tienes con tu bebé al darle pecho… Son 2 días de sufrimiento full, pero después todo es mucho mejor”, detalló.

Zoraida Gómez precisó que su más grande apoyo fue una amiga, de nombre Laura, quien le dijo qué era lo que pasaba en su cuerpo y sobre todo le dio algunos remedios para pasar rápido esa etapa.

Hablé con mi asesora de lactancia, con la pediatra, todo mundo me decía cosas diferentes y gracias a Dios tengo una amiga que adoro con todo el corazón. Tuvo la paciencia, fuiste tan generosa al explicarme, al hacer un FaceTime conmigo y decirme qué es lo que tenía que hacer. Gracias a ti ahorita le estoy dando leche materna a mi bebé… Me dijo que me hiciera un masaje con arroz (dentro de un calcetín), porque independientemente que están duras, son como bolas de leche que tienes que deshacer, entonces tienes que masajearlas”, precisó.

La actriz , de 35 años, destacó que ella está a favor de la lactancia exclusiva e incluso bromeó sobre la peculiar forma en que su hijo Maximiliano come.

Yo aquí ando en la lactancia exclusiva, pero como es a libre demanda, Maximiliano come como si no hubiera un mañana. O sea no es como ‘come cada dos horas’ o ‘tanto tiempo’, no, no es así. Hay veces que come 15 y 15 minutos, hay veces que come 40 minutos de una y 5 minutos de otra, hay veces que es cada hora y hay veces que es cada 15 minutos. Es algo muy extraño”, enfatizó.

Además de destapar las dificultades que vivió con la lactancia, Zoraida Gómez detalló que su rutina de sueño también se alteró. “De dormir ya ni hablamos, eso ya pasó a la historia, lo bueno es que sí les hice caso y sí dormí bien para que Maximiliano pueda estar muy bien alimentado y yo con la mejor actitud”, puntualizó.