Fernanda Castillo se sincera sobre los kilos que subió en el embarazo: “me empecé a atormentar”

facebook

twitter

whatsapp

Email

Por primera vez, la actriz habló de las razones por las que no reveló los meses que lleva de gestación

Aunque se sabe que Fernanda Castillo está a días de convertirse en mamá gracias al dato que compartió hace unas semanas Angelique Boyer, durante la dulce espera la estrella de televisión evitó publicar los meses de gestación que lleva y los kilos que subió durante esta, ¿la razón?, al fin fue revelada por la actriz.

A través de la sincera charla que tuvo en un podcast sobre cómo está viviendo su primer embarazo, la intérprete de 'Mónica Robles' en 'El Señor de los Cielos' destapó que al inicio, el tema de los kilos comenzó a ser una preocupación en su vida.

"A mí en algún momento me pasó que decía 'es por salud' después me agarre del mito de 'es un kilo por mes', yo no sé si eso pase con todas las mujeres pero con las que he hablado me dicen 'no, es una idea loca'. Yo me quería casar con eso al principio y me empecé a atormentar y después empecé a subir más y estaba muy angustiada hasta que dije 'ya, me da completamente igual, voy a subir lo que tenga que subir'", confesó.

La protagonista de cintas como 'Una Mujer sin filtro', 'Ya veremos' y 'Dulce familia' destacó que la constante presión que las figuras públicas viven sobre su apariencia la llevaron a no compartir detalles con sus seguidores en redes sociales sobre el número de semanas que tiene para no generar comparaciones buenas o malas con quienes estuvieran pasando por la misma etapa.

"En este rollo como actriz de que siempre estamos en la cabeza con lo del peso, decidí, justo por cómo me estaba enfrentando al embarazo, que no quería publicar cuántas semanas tenía y cuánto había subido de peso porque me queda claro que todas las mujeres tenemos un problema ahí, es nuestro talón de Aquiles porque la sociedad nos pide que seamos de determinadas maneras o es la sensación que tenemos todo el tiempo. Yo no quiero que nadie se compare conmigo ni para bien, ni para mal", explicó.

Habló también de las comparaciones y juicios que se hacen sobre el tamaño y forma de la pancita de embarazo por lo que fue cuidadosa con las imágenes que compartió, además, destacó que aunque cuida de su salud y la de su primogénito haciendo ejercicio y comiendo sano dejó de preocuparse por el número de kilos que subiera durante el embarazo.

"Voy a subir lo que tenga que subir porque este niño necesita estar fuerte y este niño es lo más importante, antes que mi vanidad y que mi vaga idea de que ahí está mi valor, en los kilos que pese. La verdad es que he subido menos a partir de que dejé el tema y me siento súper bien", declaró.