Paul Ritter falleció a causa de un tumor cerebral.

IMDB

Muere actor de ‘Harry Potter’ a causa de un tumor cerebral

facebook

twitter

whatsapp

Email

Paul Ritter falleció el lunes pasado a los 54 años de edad

Install
Agréganos a tu pantalla de inicio para visitarnos más fácil y rápido

El actor Paul Ritter, reconocido por su trabajo en producciones como 'Harry Potter', donde dio vida al mago 'Eldred Worple', 'Chernobyl', 'Friday Night Dinner' y 'Quantum of Solace', falleció el pasado 5 de abril, confirmaron medios internacionales.

La estrella británica murió en su casa en compañía de sus familiares a causa de un tumor cerebral refirió su representante.

“Con gran tristeza podemos confirmar que Paul Ritter falleció anoche. Murió en paz, en casa con su esposa Polly y sus hijos Frank y Noah a su lado”, replicaron varios medios de comunicación.

A través del comunicado, su agente resaltó las virtudes en la actuación de Paul Ritter, a quien describió también como un hombre inteligente, amable y divertido.

"Paul era un actor excepcionalmente talentoso que interpretaba una enorme variedad de papeles en el escenario y la pantalla con una habilidad extraordinaria. Era tremendamente inteligente, amable y muy divertido. Lo extrañaremos mucho”.

Las condolencias y mensajes de despedida no tardaron en aparecer figurando sentidas publicaciones como la de su colega Shaun Dooley, quien anotó en redes sociales: “Paul era un actor increíble y, lo que es más importante, un hombre absolutamente encantador. Un honor haberlo conocido y trabajado con usted señor. Descansa en paz Paul. Enviando amor a su familia”; mientras que Toby Whithouse destacó: “Esta es una noticia terrible y devastadora. Paul era un actor deslumbrante, un chico encantador. Qué espantoso “.

Debutó con el la cinta policial 'The Bill', en 1992 y siguió con reconocidos largometrajes como 'Quantum Of Solace' y tuvo una notable participación en teatro donde fue nominado a un Tony por su papel en 'Las conquistas de Norman' y a un Oliver por 'Coram Boy'.

Descanse en paz, Paul Ritter.