Paula Levy aclara sus polémicas declaraciones y niega que su abuela la haya corrido: “La amo”

facebook

twitter

whatsapp

Email

La hija de Mariana Levy agradeció todas las atenciones y cuidados que Talina Fernández le brindó en estos meses de pandemia

A unos días del tremendo revuelo que armó en redes sociales al destapar que su abuela Talina Fernández la había corrido de su casa y que se quería ir vivir a Los Ángeles con su madrastra Ana Bárbara, ahora Paula Levy, hija menor de Mariana Levy, negó que la conductora le haya cerrado las puertas de su hogar, asegurando que fue ella quien tomó la decisión de abandonar su casa.

Ni siquiera fue que mi abuela me haya corrido de su casa, para nada. No sé, mi abuela es una abuelita, ya tiene 76 años, está completamente en su rollo, totalmente, no tenía por qué hacerse responsable de mí, para nada, ya tendría que estar disfrutando su vejez completamente”, declaró en una transmisión en vivo de Instagram.

La joven, de 18 años, aprovechó la interacción con sus seguidores para agradecer públicamente el cariño y los cuidados de la llamada ‘Dama del buen decir’, quien la acogió en su casa medio de la pandemia del Covid-19.

"Sí le agradezco porque (fueron) seis o siete meses que se hizo completamente responsable de mí, me puso casa, me puso comida, agua calientita, me apapachó, me compró ropa y se rifó en lo que se tenía que rifar”, agregó.

Además, habló del enorme cariño y respeto que le tiene. "Amo a mi abuela y nunca la voy a dejar de amar y obviamente me siento súper agradecida de que me haya recibido en su casa (…) Llegué desamparada y se puso pilas, en ningún momento dudó en abrirme las puertas de su casa (…) La quiero muchísimo".

Finalmente, Paula Levy comentó que la convivencia con su abuela se volvió complicada a causa del coronavirus, por lo que de común acuerdo decidieron separarse.

“Es una persona de admirar, pero también tiene 76 años y yo tengo 18, y con el coronavirus estábamos encerradas, todo el día viéndonos la cara (…) Fue como un acuerdo mutuo, pero creo que yo tomé la decisión final de que realmente como por la paz de las dos y la tranquilidad mental de las dos era que yo me fuera a vivir a otro lado”, concluyó.